Imagen de FÍATE

Imagen de FÍATE

viernes, 20 de julio de 2018

YO, COMPROMISARIO

¡Núñez, traidor!
 (Haceseis meses "conocí" por esta foto a Núñez. El PP lo tuvo en la recámara desde entonces y ya, por fin, lo saca. Yo también.)

Anoche tuve una revelación y entendí muchas cosas respecto a mí y a España. Voy a hacer un resumen de lo principal; y luego contaré cómo llegué a esta comprensión.
Jesucristo derribó el muro que nos separaba dando muerte en sí mismo al odio, y el Anticristo va detrás poniendo piedras para reconstruirlo.
La Prensa no tiene partido, ella es la voz del que parte (en latín dyabolo); su ganancia es dividir, reducir; por medio de ella el Hombre -hombre y mujer, una sola carne- ha quedado troceado, reducido a seres incapaces de enterarse; por ellauna patria y un patrimonio fuertes han sido reducidos a despojos, república bananera cada vez más escindida en ricos y pobres, sin clase media; ellos han devastado la Salvd nacional, reduciéndola a las quebradizas saludes inconexas; y en fin, la educación para la vida es ahora para las muertes, la reducción total, la aniquilación... La Prensa fabrica líderes que separan, y ahora, después de minar el terreno durante años, saca de la manga un candidato elevándolo como al salvador de la patria. Pero al árbol se le conoce por sus frutos, y Casado, en el breve tiempo de la campaña, ya ha hecho trizas al PP.
La acción de esta carcoma es incesante y su cronología reciente en España se puede resumir así:  
1936: La polilla del odio pone sus huevos.
1940: La desolación extiende sus larvas.
1974: Las pupas anticipan en Suresnes al nuevo morador.
1982: La carcoma invade el país -excepto un resto- y realiza el exterminio cultural. Pone sus huevos en hojas de periódico.
2018: Duelo entre la Abeja Reina de la colmena residual y la polilla invasora. La abeja es un animal muy valiente, pues al clavar su aguijón para defender la colmena, muere.

Las dos noches anteriores al Congreso tuve sendos sueños, tan vivos, que me despertaron. El primer día soñé que, estando yo confiado, descubría una traición a mis espaldas. Y el segundo, que estando tan igualmente confiado, en la compañía de dos buenos amigos, me dormí y ellos se fueron y estando así vino un ladrón y me robó; al darme cuenta lo busqué y lo encontré en un lugar de perdición, y no pude hacer nada para recuperar mi integridad. Mi interpretación a día de hoy es la siguiente: El primer sueño me ilustraba acerca del marco de la conspiración contra España, y el segundo era metáfora de la eutanasia. Eran sueños complementarios que dan cuenta del momento social en que estamos, con Sánchez como punta de lanza de la barbarie y amigo de los enemigos de España.

Por fin se acabó la campaña y empieza el Congreso. Confieso que nunca me había sentido tan halagado en mi ego como esta temporada. Personas que jamás había imaginado que pudieran reparar en mi humilde existencia se han puesto en contacto conmigo, aunque por otra parte, era lo normal, al fin y al cabo me toca un papel muy importante en este asunto. Muchos de éstos me han ayudado mucho a entender aspectos decisivos de lo que nos estamos jugando en esta votación. Y tengo que decir que la verdad es que me han convencido mucho más los del equipo de Casado; y es que con los de Soraya fue un poco como lo de siempre en el partido. Esta noche tengo que decidir mi voto y me va a costar, porque hasta ahora yo pensaba que sabía quién era de fiar y quién no, y ahora tengo mis dudas. También tengo cierta confusión mental, porque parece que la gente que tiene fama de haberse entregado al partido resulta que ahora son los que le están haciendo daño; no sé... 
(Al día siguiente) Bueno, ya está, por fin me he aclarado. Consultando con la almohada me vino a la mente una de las miles de imágenes que me pusieron delante de los ojos estos días y que, con el mareo que tenía, me había pasado desapercibida. Al verla en mi interior me sobresalté, e inmediatamente vi la luz: tengo que votar a Soraya. Ella basó su campaña en decir que su máxima ambición era apartar del poder a Sánchez lo antes posible, y en eso estábamos todos de acuerdo. Pero cuando "vi a Núñez" -que es de mal gusto asociarle al benefactor Fray J. Feijóo- entrar ufano y feliz en la casa del recien investido Sánchez, que aún movía la mano despidiendo a su primera visita - el señor Torra, embajador de atorrantes y líder catalán- se me revolvieron las tripas y vi con total claridad que un candidato -Casado- que ensalce por encima de todos a este hombre no puede ser bueno para España. ¡Viva Soraya! ¡Viva España!

La colmena

"es lo mejor para los nuevos jefes" y para ella, claro.



lunes, 16 de julio de 2018

LOS GRANDES NO PRESUMEN

Dime de qué presumes...


Esto se lo dedico a Macrón y al contubernio judeo-masónico que lo alzó para moverlo a su antojo y que anda buscando desesperadamente hacer lo mismo en España.
El gabacho, muy chulito, presume de lo que no tiene, pues si tuviera hombría se hubiera dado cuenta de que el verdadero vencedor había sido su rival y no hubiera hecho tantos aspavientos delante de él.
Y como vástago destacado de esa planta maligna, también va este texto dedicado a la cABCera, que sigue machaconamente con su pérfida intención de no dejar en España nada sólido que pueda ser tropiezo a los intereses de sus jefes.
Hoy, el espacio privilegiado para ese fin es el de Ignacio Camacho; columna de opinión a la derecha de la página derecha –ubicación óptima en publicidad- de esa doble página de los plumillas consagrados, denso conglomerado de verdades y mentiras que hay que analizar con escafandra.
Con los márgenes ensanchados para que luzca más, han coronado esa torre del imán con un título más que luminoso: Debate y transparencia. En el cómodo marco de los tópicos, el columnista Camacho, por su estilo llano, era el indicado para este trabajo de disipar cualquier duda respecto a las bondades de un debate televisivo.
Empieza su composición opinando que no suelen ser decisivos los debates pero sí necesarios para garantizar la transparencia democrática.
Luego, en unas pocas líneas, vitupera al medio PP que apoya a Soraya con duros apelativos como retorcido, cauteloso y visceral. Y razona que las detestables intrigas palaciegas se evitarían si todos los españoles votáramos al futuro líder del PP; y que para poder hacerlo tendríamos que saber qué proponen los candidatos. 
Hago un inciso para recordar que durante seis años todos pudimos conocer del derecho y del revés a Sáenz de Santamaría, cuyas obras hablaron por ella, y huelga por tanto hacerla repetir lo ya dicho hasta la saciedad. En cuanto a Pablo, que empezamos a conocerle por su presunto fraude académico, bastaría con que nos explicara él sólo ante las cámaras por qué de repente es tan importante eso de la ideología, que a lo largo de 40 años hemos visto todos que no era más que paja.
Sigue Camacho entonando un mea culpa por no haber informado limpiamente en estos últimos seis años sobre las obras del gobierno, y en concreto las de su vicepresidenta. Y se mete luego en camisa de once varas poniendo en cuestión el honor de los compromisarios, insinuando que son una pandilla de trepas y pesebristas.
Y pone el broche de oro a su lucido argumentario con una sentencia moral: la unidad no se construye desde el silencio sino desde la transparencia. ¡Ave, dignísima democracia! ¡Ave, pueblo soberano!
…pero yo os digo “Haced lo que os manden vuestros sacerdotes pero no hagáis lo que ellos hacen; porque esconden sus crímenes –como hicieron con la truculenta trama Gürtel-Golpe-a-España- y cargan fardos pesados sobre las espaldas del pueblo”.






















domingo, 15 de julio de 2018

GUERRA SUCIA Y PRESIONES EN EL PP

El arte de decir sin decir
En España es muy fuerte el complejo de país culturalmente atrasado y políticamente reaccionario. Se puede hablar de todo manejando estos tópicos sin temor a que nadie se indigne. Y de hecho se hace así cuando se intenta mover el ascua hacia alguna sardina. 
En un editorial de 400 y pico palabras, el abc despliega hoy un montón de tópicos con la idea de empujar a Soraya al matadero de las cámaras. En tan breve texto usa la palabra debate seis veces, y el verbo enfrentar, el vocablo confrontación y la expresión visiones diferentes, dos veces cada una. La opinión del diario es abiertamente contraria a Sáenz de Santamaría, y lo que persigue con llevarla a un debate es ahondar en su identificación con esa España chapada a la antigua. Como la opinión pública –desgraciadamente- se forma sobre todo por las fotos y los titulares, con la aparición en la tele de Soraya sólo  ganaría esa  visión simplista de ‘Casado, la modernidad’ y ‘Soraya, la casposa tradición’. Y para muestra de esa intención, la foto que a doble página le dedica hoy la cABCera a la exvicepresidenta: 
Una pulcra Doña Tecla en el tresillo del salón que sólo se usa para las visitas, con un traje que huele a alcanfor y con la cara lavada y recién peiná. Al fondo, el retrato del bisabuelo-héroe en Marruecos, y sobre el diván, en una suerte de combinación de contrarios imposible, una lámina enmarcada en Ikea con un pupurri de motivos de arte abstracto. Todo ello en tonos apagados, sin brillo ni realce, carente de toda gracia y energía.
Que Soraya rehúya ser carnaza para los buitres es lo normal. Desde el año 2011 ha venido viendo el trato que estos medios –en manos de los magnates- le han dado al gobierno y cómo terminó la cosa.  Y sin embargo no se arredra de darles la exclusiva de una entrevista; es valiente. Pero leyendo el editorial podemos ver más claro cómo la acorralan y qué se esconde tras los razonamientos de este texto que lleva por título Juego Limpio y Debate Público en el PP:
Empieza reprochando a Santamaría no creerse que Casado no tenía nada que ver con la basura que ha llovido sobre ella este fin de semana en las redes. Lo que faltaba. Y lo que este suceso muestra es que el entorno de este aspirante juega sucio y no que el PP sea una batalla de ideas. Así mismo, deja ver que a Rajoy lo tumbaron con la ayuda de los de dentro.
Recurre al tópico de que el PP con Rajoy descuidó su identidad cuando lo cierto es que no pudo hacer otra cosa que dar de comer a los españoles, que en la crisis fue la política que necesitábamos. 
E insiste en la falacia de que por no haber hecho política de derechas se cargó el partido y ahora toca refundarlo. ¡Será desagradecido el abc! ¡Qué fácil es hablar! El gobierno nos sacó del bache y ahora le reprochan que no se dedicara a filosofar…  
Continúa diciendo que los dos aspirantes tienen visiones muy diferentes. Lo dice por toda esa parafernalia que llaman ideología, valores y principios, como si estuviera la escena política -con la economía colgando de un hilo- para esos melindres. Basta fijarse en el PSOE para ver si lo que está haciendo (destrozar España, por ejemplo) tiene algo que ver con esos tópicos “de izquierdas” que constituyen ‘la ideología’ de sus votantes.
Y claro, como Sáenz de Santamaría, la pobre, no puede decir abiertamente que no quiere ir al debate porque sería ir a una encerrona, le sacan punta a sus argumentos y usan otro tópico muy rentable, el de la democracia moderna según la cual todo se ha de ventilar públicamente en igualdad de condiciones; aunque se callan, por supuesto, que por ser parciales los medios de comunicación, ella iba a salir muy mal parada.
Por último, remachando su truculenta versión, el editorial de la cABCera dice que para que el PP recupere el gobierno tiene que hacer autocrítica ¡como si no supiera todo el mundo que al PP lo desalojaron ellos, valiéndose de apoyos dentro y fuera del partido!




Las manos inocentes del Comité Organizador de las Primarias

...aunque si la cara es el espejo del alma












sábado, 14 de julio de 2018

INOCENCIA ANÓNIMA

¿Somos personas o calculadoras?
El abc sigue empañando la imagen de Soraya Sáenz de Santa-María. A doble página la pone verde con trapos sucios que algún socio con Síndrome de Diógenes sacó de los contenedores. Y la inercia acrítica estructural, sumada a la estacional, se lo ha tragado como si se tratara de un manjar enjundioso, sin reparar en las larvas que contiene.
Hoy, sábado playero, cuando miles de españoles podrán por fin tener un cuarto de hora para mirar el periódico, la cABCera de los diarios no aporta más información sobre el candente asunto del PP que esa basura perfumada con excusitas de Casado. La mala intención del venerable decano de los diarios es evidente, sumando crímenes a su historial. Y no se asusten por la expresión porque la mentira en política trae siempre consigo muertes.
Una doble página como ésta que comento no es relleno; si no le quisieran dar publicidad lo habrían obviado, como hicieron con los detalles de la sentencia Gürtel. Querían suministrar esa basura tóxica, que es su especialidad.
Toda este manejo torcido de la cosa pública, privativo de élites, nos tiene que despertar ya. Alarma asomarse a la actualidad política porque confunde más que orienta; hemos de tomar conciencia y exigir responsabilidades a los que nos informan de ella y a los que la protagonizan, por permitirse jugar con algo tan sagrado como el pan de los hijos.
Todavía el poder real reside en la ciudadanía y hay que coger las oportunidades. Para ejercer ese poder basta con sacudirse la amenaza que nos paraliza, como el que aparta una nube de moscas que nos aturde. Hace falta hablar de frente a la arrogancia de los poderosos, y desaparecerán como el humo. De chico me empujó la vida a plantarle cara a algún abusón y descubrí que eran flanes por dentro. Y ahora lo veo igual. Es verdad que parece la lucha de David contra Goliat, pero como el joven pastor tumbó al titán por ir con la Verdad por delante, así también venceremos nosotros.
Lo del PP no es un tema de buenos y malos, de renovadores y carcas, eso son cuentos de viejas. Sabemos que a Rajoy lo tumbó una trama -Él mismo lo vio venir- cuando su equipo lo estaba haciendo bien. Eliminaron a Mariano para poner una marioneta. Lo que nos jugamos es el éxito de esa operación, o sea, la pérdida definitiva de toda soberanía nacional.
Se recurre como siempre a manejar a la opinión pública -ahí está el poder- y es tan grave la deconstrucción cultural que la propagación de chismes puede hacer inclinar la balanza. Frente a esta creciente ceguera hacen falta guías valientes que cojan la antorcha e iluminen el camino del progreso. Es necesario saltar al vacío para convencernos de que tenemos un Padre y de que el futuro depende de Él. Saltar con red es negar la libertad, la Vida es cuestión de confianza, no se la encuentra en la seguridad de la red. Ni mucho menos en la red... 

viernes, 13 de julio de 2018

SENTIDO COMÚN

Hay un orden en la naturaleza
El País de hoy muestra su preferencia por Casado. Mientras que de Santa María afirman sólo que busca sumar votos, del otro destacan intervenciones suyas en calidad de representante máximo de su partido, como una en Valladolid opinando enérgicamente sobre los conciertos educativos, que se han convertido hoy en tema de preocupación para un 25 % de las familias españolas con hijos en edad escolar. En letra negrita destaca ese diario sus palabras, mostrando así su predilección por ese candidato. 
El País es tan de la masonería como el ABC, por eso no debe extrañarnos que medien en la disputa. 
Como muestra de lo apurados que están los invasores, han vuelto a remover la basura del Gürtel -hay que tener estómago. Repugna su atrevimiento y es evidente su inquina: No han podido imputar a Camps en 10 años de investigaciones y quieren ahora emplumarlo en unos meses valiéndose del testimonio de delincuentes y chivatos. Los jueces que se prestan a dictar sentencia parcial tendrían tragaderas para eso y para más, porque el dinero nunca les parecerá suficiente. Pero que esto se ventile ahora en La Prensa vuelve a rozar el escándalo. 
Estos señores de la información que tantísimo daño están haciendo a la sana convivencia ciudadana, hablando con ligereza de lo que la prudencia pediría tratar con discreción y silenciando lo que debería ser proclamado a los cuatro vientos, y sembrando con ese torcido proceder división, confusión y enfrentamiento, han procurado unir durante años a Rajoy con una derecha corrupta y explotadora. Al sacar de nuevo justo ahora el Gürtel -sin vergüenza del estropicio que con ese nombre han provocado en España- buscan dañar la fama de Soraya, a quien vinculan con ese 'pasado vergonzoso' que ellos se inventaron.
Al mismo tiempo me llama la atención la asombrosa capacidad del joven aspirante para estar en todos los temas con opiniones bien documentadas y fundamentadas. Continuamente salen noticias donde el bando de Casado afina en números o datos acusatorios que sorprenden. ¿Cómo puede tener tanta eficiencia? ¿Cómo en tan corto espacio de tiempo ha podido organizar un equipo tan solvente? ¡Misterios del poder! Y su arrogancia es también llamativa: "Posibilidades de ir de segundo de la lista: cero". Solo se puede entender su empuje imaginando que otros le han montado la campaña, que si fuese cosa suya no luciría tan distendido en las fotos. Y de esto habla también su asombrosa capacidad de liarla: ahora se hace la víctima diciendo que le han hecho trampa, como ese niño que tras atizarle a su hermana se pone a llorar para que no le culpen a él.
Salgo en defensa de una política donde no se nos tome a los ciudadanos por tontos. Acuso a La Prensa y a los políticos que sirven a señores y venden a sus votantes y hasta sus propios ideales por dinero. Creo que esta falta de representatividad suya amenaza muy seriamente la convivencia y sólo conviene a los que medran con el desorden. Estos han crecido mucho últimamente y a duras penas se ve algo limpio en la vida política nacional.
Con las constricciones que el orden mundial impone a los países queda muy poco margen para ordenar la propia casa. Viendo a Sánchez y viendo el juego sucio que hay detrás de la actualidad nacional, no me cabe duda de que la gestión del anterior gobierno fue con mucho más leal y benéfica para España que la que nos puede deparar este 'vástago de los nuevos tiempos', criado en la opulencia y que ya se permite dar lecciones de honestidad y desestimar la colaboración con quien ha sido segunda en el periodo de gobierno más difícil de la historia de nuestra democracia.




















jueves, 12 de julio de 2018

EL TÚNEL DEL PP

El pelícano da su sangre a los suyos
La masonería es ese poder único y global del que todos hablan. Su fin es sustituir la actual civilización por otra donde la arquitectura social sea puramente 'técnica', sin entreverados de la rancia ética judeo-cristiana. Sus medios, aunque criminales, quedan justificados por su 'noble fin': una civilización 'sin dolor'.
Masonería equivale a dinero y a enemigos de Dios.Han comprado todos los medios de comunicación y en España han adquirido también un amplio espacio político, Cs, y los tinglados del nacionalismo y Podemos. En el PSOE y en el PP se han ido infiltrando hasta la médula, causando la leucemia que padecemos. Para arrasar con todo, se han metido también en la Iglesia hasta el fondo, dejándola maniatada -¡Dios nos perdone!- por el miedo.
Como una apisonadora, machaca inexorablemente todo obstáculo que encuentra a su paso. En estos 40 años de democracia, en simbiosis perfecta con los inconformistas, ha ido arrinconando con malas artes a la población que vive cristianamente, empujándola a una apostasía de hecho. Hoy son muy pocos los que se fían más de su amigo Jesús que de lo que pontifican allegados suyos.
Ciertos hitos de la historia reciente dan cuenta de estos hechos que expongo:
- La financiación irregular de las campañas no es nueva. Hasta ahora han ido gobernando los partidos que ellos han querido. Y se hacen pagar en forma de políticas concretas. Así por ejemplo, el PSOE dilapidó con su  apoyo una vasta herencia cultural, implementando quimeras.
- Los dineros de la masonería europea y La Prensa a su servicio compraron la conformidad institucional ante todo tipo de desmanes intelectuales y éticos.
- Crímenes como los de Atocha se instrumentaron para poder prolongar la barbarie cultural.
- El ariete de "ingenios financieros" -señores de negro y ladrones de guante blanco- arruinaron aun más los antiguos muros que nos defendían.
- En la convulsa época reciente, fue el sacrifico de nuestras gentes de orden el que nos sostuvo -el socorro de Cáritas y de la caridad de muchos. Y esa resistencia numantina era versionada maliciosamente como pasividad del gobierno, que callada y laboriosamente ejercía sus funciones.
Como el ruido mediático seguía en sus trece sin conseguir sacar de sus casillas al gobierno, y en vista de que el cuarto poder no era suficiente "terció el tercero", traspasando dramáticamente la línea roja de la democracia. Sobrevino el monstruo  político Frankestein (el que sigue devastando a España).
En aquel punto y aparte de la convivencia hubo un salto cualitativo y se ha acabado la paz. Los acontecimientos suceden ya a un ritmo vertiginoso y a traición -verano y mundial por medio.
El teledirigido grupo Cs acosó vehementemente a Rajoy y fue pieza clave para empujarlo al matadero de la Moción, y con él a España entera. Rivera tiró la piedra y escondió la mano, cuando por lógica política debía tendérsela a Rajoy para garantizar la unidad de España. Y por eso en la manta que los medios extendieron rápidamente sobre el muerto, se escondió también el traidor cuarenta días, mientras el espectáculo de futbolistas y ministros-stars distraía al personal. Ayer finalmente, como ya olía mal el encierro del preboste, la cABCera lo revistió con la dignidad de un tribuno insigne y lo sacó en medio de un espléndido salón barroco donde estómagos bien pagados se bebían sus palabras entre vinos de solera. España: Leño seco. El traidor se lava las manos.
Entretanto, un día sí y otro también, contemplamos el lucido rostro de Sánchez en La Prensa por su destacado papel en destrozar España; y con igual desvergüenza vemos a esa Prensa hurgar y meter las narices hasta la náusea en los intestinos del PP, con nerviosismo patológico ante la posibilidad de perder la posición que con tanta ansiedad y riesgo han ganado, colocándose a un paso de apuntillar a este toro bravo español-católico que se resiste a morir.
Y como Soraya es continuación de Rajoy, se empeña en que vaya a la tele-matadero para descuartizarla, lo cual está asegurado con esos cuchillos que tan afilados y adiestrados están en el despiece.
Frente a ella, el prócer-títer de turno, Casado, con un batallón de asesores políticos armados de datos y aviesas trampas hasta las cejas, le cubrirían la retaguardia proporcionándole munición en abundancia para machacar a la contrincante, que escasea cada vez más en apoyos y cuenta sólo con sus hechos de gobierno para nada reconocidos por los que viven de interpretarlos. Y sería España quien perdería el debate.
Así que el abc está que no duerme con el debate, no para... que no se puede poner freno a la democracia, que no es cosa del PP sino de todos los españoles, que si patatín que si patatán.
Y que ojo, que los afiliados ya han establecido firmemente la vía democrática en el partido, saliendo a votar en las primeras primarias. ¡Por Dios!, ¡los afiliados!, un ridículo 7% de todo el censo, ¿qué democracia ni qué niño muerto es eso? Y yo sé de alguno que votó porque "no sé quién que conocía de no sé qué" le dijo que no se preocupara de los 20 euros de actualización de la cuota y que si salía menganito era muy probable que colocaran a su hija...
Y luego la matraca de la ideología. Sacan a Sánchez desbocado como si las locuras que hace fueran producto de una ideología de izquierdas que tiene que combatir la derecha porque si no... ¡Venga ya, hombre! Sánchez quedará bien en las fotos pero es un muñeco en Bruselas. Ni izquierda, ni derecha, ni centro que valga: dinero puro y duro es lo único que cuenta, tanto tienes tanto vales, y arruinar a España se cotiza mucho en este preciso momento.
Lo que pasa con el PP es que da cobijo a gente lista que no comulga con el desmadre del capital, que no han estudiado y trabajado a fondo, con gran esfuerzo de sus padres, para decir amén a un club de iluminados cegados por la ambición. Y éstos no lo pueden sufrir, rechinan de rabia. A partir de aquí vale todo: queda abierta la veda a la barbarie. Después del misil del Gürtel qué puede importarle a la masonería y a La Prensa esbirra que se le vea el plumero: van a por todas con su apabullante arsenal de violencia. No dejarán de tocar ningún palo. El ejército de disciplinados plumillas de la cABCera no abandona ni un segundo su posición, disparando sin tregua con sus teclados y sus cámaras cargadas por el diablo; en estos días que median hasta el congreso salen editoriales como churros, haciendo aspavientos sin mesura; se suceden las invenciones de rencillas y las provocaciones más audaces; se recurre a la guerra sucia sin sonrojo; se vierte confusión a chorros en el ágora de la actualidad para que nadie se entere de lo que pasa; y se nos machaca con fotos del sonriente novio que dicen que le conviene a España...
Lo dicho, que el que no se fía más de su recta conciencia que de La Prensa, va aviado. Y la recta conciencia ¿quién la tiene? porque mira que no está siendo sinuoso el camino últimamente, como la cueva tailandesa. Por cierto, convenía que muriera un buzo generoso para salvar a muchos.




















miércoles, 11 de julio de 2018

EL SIGNO DE LOS TIEMPOS

No somos ni más ni menos que nadie
La realidad del país se conoce muy bien cuando te pones al lado del que sufre. No hace falta que hagas nada, sin que sepas cómo ni por qué te empiezan a llover desgracias y te dan ganas de renegar de tu fe. 
No sucede eso por casualidad; Jesús nos lo advierte en el Evangelio: Nuestra lucha es contra las potencias del mal. Si tú eliges la bandera blanca tendrás en contra sí o sí los poderes de este mundo. Amenazas y acoso en el trabajo; tensiones y divisiones en tu propia familia; aislamiento y difamación en tus círculos sociales. ¿Pero cómo se enteran gentes de a pie de que yo en mi interior estoy de parte de los débiles? Ay, amigo; eso es un misterio pero, te parezca mágico o no, sucede. Mientras mantengas firmes tus convicciones en favor del bien, la verdad y la libertad, te irás ganando enemigos hasta aborrecer tu vida. Y en la medida en que aflojes tu pasión por los bienes más altos te encontrarás más aliviado...para caer al final en las garras del destructor. 
Todo eso es más exacto que las matemáticas.
Si uno persevera en esa aventura se va adiestrando para la pelea, se le robustece el brazo, se le afinan los sentidos y se le agudiza el ingenio; en sintonía con el Evangelio.
Entonces ya no necesita acudir a expertos para entender qué está pasando; sus propias experiencias le dan la luz suficiente para interpretar los hechos del presente y anticipar los del futuro; y si algo no se ve claro al instante, la paciente espera acaba por desvelarle lo que encierran.
Los ancianos, durante milenios, tuvieron un lugar prominente en la organización de los pueblos. Es asombroso el beneficio que se sigue de atender un buen consejo. Y el trato vejatorio que hoy les damos es un síntoma de lo mal que va la batalla por la vida. Apartamos a los que podrían ayudarnos y firmamos cheques en blanco a gurúes mediáticos que cobran por pontificar.
Estos clubs de expertos son los nuevos sacerdotes de la ley. Lo dice la ciencia...¡caiga sobre este apóstata el peso de la ley!
Por eso es hora de levantar el dedo y decir con sencillez "Pues yo pienso otra cosa". Y aguantar lo que venga, que es la única forma de vivir tranquilo con la propia conciencia. Porque ¿de qué me vale a mí ganar el mundo entero si voy a vivir 24 horas con uno que me está diciendo: "Te has vendido, te has traicionado a ti mismo, ¡no vales para nada!"
Y la verdad de uno, si participa de la Verdad que es Jesús, es una luz que se ve a kilómetros cuando todo está oscuro.
En España, como en el resto del mundo rico, hace tiempo que la libertad es prácticamente inexistente. Puede parecer que no, pero se comprueba que sí cuando, como dije al principio, uno se alinea con todas sus fuerzas con los débiles: Ponte a reclamar, anunciar una iniciativa importante, denunciar atropellos, pedir cuentas, proponer mejoras y verás cuánta es tu libertad. El cinturón en torno al ciudadano corriente es de hierro y cada vez más apretado. Quieres litigar contra los poderosos, no tienes ni para pagar las cartas certificadas. La ley es papel mojado. 
Se puede objetar que si todos nos unimos...¡Para, para!, porque ese es el quid del asunto. La división ha llegado a ser el principal mal de este tiempo. Ya ni siquiera se habla con el vecino, ni en las familias, ni por supuesto en el trabajo, donde el que manda, manda y no hay diálogo que valga.
Había un sustrato tradicional conformado por la común creencia en Dios, Padre Todopoderoso. Eso daba cohesión porque nos hacía a todos hermanos de una gran y buena familia. Pero esto se está muriendo, está en los estertores y haría falta un milagro para revivirlo, porque la Iglesia que subsiste es testimonial y poco operativa. Aunque después de todo tenemos suerte, porque Dios está deseando hacer esos milagros. Y entre todos, el milagro que más desea es devolverte a ti y a mí la fe en que Él lo puede todo, hasta incluso hacerte inmensamente feliz en medio de un mundo descreído y doliente, y sin tener que evadirte de los problemas.










lunes, 9 de julio de 2018

ANTES DE QUE ME CALLEN

Aroma, textura, color y forma de rosa: Es una rosa.
Nos hemos acostumbrado a consumir noticias. Algunas apenas las sentimos mientras que otras son como un jamón que vamos cortando día a día con mucho provecho. Recuerden por ejemplo el caso de Gabriel, o ahora el de los niños de la cueva tailandesa. A veces duran tanto que nos hastían, como el culebrón catalán, mientras que otras apenas las olemos, como el Gürtel y el golpe de Sánchez. 
Estaría bien tener las noticias en plan netflix: a mí me interesa saber a fondo qué pasó con tal asunto y me enchufo a esa noticia todo lo que quiero. Pero no, eso ni existe ni se le espera. Porque a los ciudadanos se les facilita el ocio pero no el negocio, éste está absolutamente controlado, y la información es una parte decisiva de los negocios.
Intentar enterarse bien de algún asunto político se ha vuelto en extremo difícil. El sesgo informativo y la volatilidad de las noticias hacen esa tarea tan ardua que renunciamos a ella, con la consiguiente tristeza y mal humor. 
Los diarios abundan en campañas de promoción o acoso de personajes y escasean en informaciones veraces. Clama al cielo que los ciudadanos estén tan desprotegidos en este derecho tan fundamental para su desarrollo personal. Es escandaloso que no se regule y que se regale al capital el uso y abuso de algo tan sagrado para la democracia como el acceso a la información. Al final son los lobbys de la comunicación los que controlan a su gusto el devenir de individuos y países.
Sufrí mucho estos últimos años viendo la mala intención con que los medios trataban al gobierno. Un presidente que no se dejaba torear por ellos se ganó su condena. Pero muchos de nosotros, con su misma noble intención, le protegimos con nuestro voto y esfuerzo silencioso, en contra de encuestas y campañas innobles de desprestigio. Hasta el punto de que, viendo imposible derribarlo en las urnas, tiraron los señores de La Prensa por la calle de en medio. 
El cuarto poder es ya el primero. Su ojo es el de más largo alcance, avista la presa antes que nadie y se lanza en picado para cazarla. Tiene a su disposición las armas más sofisticadas que nunca han existido. Manejando las cabezas por dentro, con su machacona propaganda ideológica, convierten a cada uno en juez y policía de su pariente, de su vecino. Y a esta justicia no hay quien escape. No hay presunción de inocencia, a quien decrete culpable no tiene escapatoria. 
Rajoy era un buen gestor, si acaso un tanto ingenuo, aunque en un país de gente noble como el nuestro esto es más una cualidad que un defecto. Y con su esfuerzo generoso, respaldado por el de muchos españoles,  se superó la mala gestión de Zapatero.
No se le agradeció nada a Rajoy su abnegación, sino al contrario, se le convirtió injustamente en responsable de desgracias inventadas. Todos los medios le segaban la hierba bajo los pies con la ayuda sibilina de muchos de los de su propia casa. La Prensa, de la misma manera que ahora guarda absoluto silencio sobre Cs -por su escandalosa colaboración en el golpe de la moción- por aquel entonces no dejaba ni un instante de hablar de los naranjas. Y los populares infieles a su jeje -muchos, repito- le hostigaban hasta la desesperación inventándose el peligro de un sorpasso. Hubiera sido muy fácil desacreditar a Cs por cuanto desde el principio dejó ver abiertamente su falta de veracidad, su doblez, pero esos topos, que estaban en el PP para minarlo por dentro, le restregaban a Rajoy en la cara, un día sí y otro también, encuestas a sueldo favorables a Cs para inquietarle, poder acusarle de dañar al partido, y darle finalmente la patada. Esa labor de zapa, junto con la pinza de Rivera y los aspavientos mediáticos, auparon a Sánchez con el truco del Gürtel. Una auténtica felonía. Y entre los desleales se encontraban también Margallo, Dolores -con Rajoy en el restaurante en aquella sórdida tarde congresual-  y Pablo Casado, ninguno de los cuales pareció sentir mucho la caída del Presidente. No se puede entender que una afrenta tan brutal a la democracia no levantara una inmediata y enérgica reacción en el partido en el poder si no fuera porque dentro de él estaba ya infiltrado hasta la médula el traidor, uña y carne con Cs, que es un engendro. ¿Cómo se puede explicar que de haber deseado verdaderamente PP y Cs una nación fuerte y unida no hubieran podido conjurar lo que, en teoría, se estaba fraguando en unas horas? Absurdo y saltan las alarmas de la inseguridad política y social. No hay estado de derecho. Estamos vendidos y se avecina la ley del más fuerte. 
Los medios saltaron inmediatamente a hablar de un nuevo PP. La novedad que traen es la de la muerte de la honradez y la verdad en política, la del imperio del dinero, vencido y cautivo el último bastión de gente de paz y bien. España está maniatada: agentes del mal la desmembran por dentro, los señores de negro la acogotan por fuera y los controladores digitales la teledirigen. Este político que ya copa las pantallas no viene a este redil para nada bueno. Trabaja para otros y va a lo suyo. Como digo, ya venía barriendo para su casa cuando le nombraron vicesecretario. Lo de menos es esa pobre España de gente humilde que aspira a vivir de su trabajo amando a los suyos. Eso es antiguo, Casado se ha casado con lo nuevo.

domingo, 8 de julio de 2018

CARTA A CASADO

¿Quién eres tú?

Estos días están los periódicos venga a hablar de un nuevo PP, un partido más limpio, más fuerte y mejor. Con eso alimentan la imagen de ese político de 34 años del que sabíamos muy poco y que de buenas a primeras resulta que es el que tiene la llave del futuro de España.
¿Qué futuro? Pues a propósito, ¿saben aquel que diú... que se muere Bárcenas y con toda su cara se presenta a San Pedro, con la casualidad de que el sistema informático del cielo se había caído aquel día...
-Bueno, hemos mirado en los archivos en papel y no nos consta que Vd. tenga que estar aquí, pero como está tan seguro y el fallo es nuestro le vamos a dar una solución. Mire, se va a pasar una semana en el infierno y otra aquí, y después elige Vd. lo que le parezca mejor.
A Bárcenas le gustó la solución y bajó al hades. Al abrirse las puertas del transcensor vio una explanada de un césped verde como el del Master's de Augusta, con sus carritos y todo, y en el centro una carpa blanca con zonas de relax, preciosas camareras y bonita música; al acercarse distinguió a Correa, Mario Conde y Cifuentes, entre otros, que al percatarse de su presencia se volvieron contentos a darle la bienvenida. Entre la beautiful people se le pasó la semana en un abrir y cerrar de ojos; y se fue al cielo. También allí, tocando el arpa de nube en nube, estuvo en la gloria. Llegada la hora de la decisión, dudó un poco, pero le tiró más la vidilla con los amiguetes que la paz de espíritu, y cogió de nuevo el transcensor para bajar a su destino eterno. Al abrirse las puertas quedó petrificado porque la explanada, antes verde, aparecía cubierta de inmundicias y alimañas y la gente guapa de antes se había convertido en andrajosos miserables que hurgaban entre la basura con ganas de llevarse algo a la boca. El pánico se apoderó de él y se puso a gritar como un loco que qué truco era aquél. Entonces un diablo horrible salió sinuoso de la tierra burlándose de sus quejas y como Bárcenas repetía una y otra vez "Antes, antes..." le espetó con desprecio: "Sí, sí, antes era otra cosa porque estábamos de elecciones, pero ahora ¡ya has votado por nosotros y te aguantas...JAJAJA!".

Con todos mis respetos ¿fue Casado un niño maltratado? ¿fue testigo de violencia doméstica? ¿se quedó huérfano tal vez y a cargo de una madrastra? Si fue estudiante ¿cómo consiguió su formación, trabajando para pagarse los estudios? ¿cuántas noches pasó en vela intentando descifrar problemas enrevesados? ¿qué arriesgó para poder investigar? ¿sufrió el ostracismo por su honestidad intelectual o se le vio más bien en los círculos de preferidos de los catedráticos? ¿tenía dificultades para relacionarse porque no se dejaba llevar por la corriente o era de los que se mueven fácilmente en ambientes exclusivos? ¿se cagó de miedo por los pantalones alguna vez? ¿le llevaron entre varios policías a un manicomio? ¿estuvo perseguido por la justicia por llevar una vida honrada? ¿y en el paro, cuántos meses estuvo? ¿cuántas veces le partieron la cara por defender a un marginado? ¿qué apuros económicos tuvo que enfrentar? ¿y qué amenazas psicológicas? ¿llegó a afectarle el drama humano hasta el punto de hundirse en la tristeza? ¿de qué cenizas tuvo que resurgir y cuántas veces? ¿Se quedó alguna vez sin veranear este político por atender mejor sus responsabilidades? ¿qué estuvo dispuesto a perder por salvar a su familia? ¿puso alguna vez su vida en la balanza por una causa justa? ¿Cuántas veces pidió perdón en toda su vida? ¿Cuántas veces expresó un parecer distinto a todos en una asamblea? ¿Cuántas veces renunció a tener razón en aras de una convivencia en paz? ¿Se arriesgó acaso a perder su puesto llevando la contraria al jefe por coherencia personal?
Cuente, por favor, Señor Casado. Sea valiente, por favor, respóndanos a estas preguntas para que podamos conocerle y creer que efectivamente es Vd. la revelación de la nueva España, el líder hecho a sí mismo que con el ejemplo de una vida virtuosa nos va a sacar de la miseria en que cada vez nos hundimos más. Silencie a los lacayos de La Prensa; hable Vd., dese a conocer, para que no nos acogote más la tristeza que inoculan en nosotros los medios con su mentira contumaz.
De verdad, se lo rogamos, hable, Casado, por favor, háganos creer que es Vd. el político humano que nos salvará de la Fiera Corrupia.
Ansiosos aguardamos su respuesta y entretanto le saludamos cordialmente,

Españoles de Bien

viernes, 6 de julio de 2018

TIEMPO DE LUCHAR

Mirad los lirios del campo y las aves del cielo
Sigue el oscurantismo en torno a los votantes y compromisarios del PP, que tienen en su mano derribar todos los obstáculos a la impostura de Dondín o frenarlo por un poco más de tiempo. Un exiguo 7% de afiliados, con sabe Dios qué intenciones y qué incentivos, fueron escoltados hasta las urnas con la impresionante responsabilidad de acabar con España -en su esencia- o darle un balón de oxígeno. Y entretanto Dondín no estaba precisamente tumbado en una hamaca esperando a ver qué hacían esos peones...
Su impaciencia quedó manifiesta en aquella portada maliciosa en que suprimió a Soraya para que con el cabreo no reparáramos en que a Casado se lo había sacado de la manga con el truco del máster dudoso y ahora nos lo estaba enjaretando -Cospedal sacrificada por el Gürtel- para completar su colección de títer-líderes. Mientras tanto su pérfido plan iba avanzando a toda pastilla: agentes de género degenerantes-eutanasia-división interna-empobrecimiento alarmante... un gran país reducido a la nada, y sin un disparo.
Al término del escrutinio, ante los micrófonos, Cospedal nos confundió: habló con un tono enérgico y vivaz, no como alguien que en plena madurez política tiene que renunciar a culminar su carrera, sino como alguien que acaba de conseguir su más grande éxito; y compartió con todos su felicidad, paladeándola, rememorando lentamente "su triunfo" dándonos los datos exactos de su derrota con una voz clara, sonora y auto-complaciente. Y a continuación, en su delirio, se acordó magnánima de los que tuvieron que pringar en las mesas, como hacen los triunfadores en sus agradecimientos. Y para disimular hoy el fallo, el abc da como noticia que Soraya alabó el esfuerzo de los militantes, intentando despistar así a los que estuvieran mosqueados con el patinazo de Dolores... pero la cosa cantó demasiado:
Casado y Dolores o Dolores y Casado, están en el tándem de DonDín mano a mano. Son uno y no dos. Por eso el triunfo del uno lo celebra la otra. Está claro. Y ahora le harán la cama a Soraya, que es tanto como hacérsela a España, y ahí se acabará la breve película de la democracia en nuestro país. 
Es hora de despertarse del sueño. Los que aún creen que vale la pena luchar por un futuro de paz y bien para España, tienen que ser valientes y decir lo que de verdad piensan, porque la impostura es tan grosera que todos la vemos aunque muchos callan. Y el miedo no es más que humo; porque sólo Dios manda, sólo Él es el dueño absoluto de la vida y la muerte, y nos tiene dicho que ni un solo cabello de nuestras cabezas se cae sin su permiso. Hay que dar la batalla ahora, SIN ODIO, lo repito de nuevo, y sin miedo. 

domingo, 1 de julio de 2018

SUCEDANEOLOGÍAS

Poco sitio para las tonterías
A propósito de ese pretendido perentorio debate sobre principios e ideas de la que se quiere llamar nueva derecha española, insisto en que es un anacronismo, pues hace tiempo que las ideas pintan muy poco en los foros de la política de los estados modernos. Pero los periódicos son una doble realidad. Transmiten un "estado-Estado" diferente. En realidad se encargan de que todo parezca tener continuidad, de tapar o disimular la brecha que se ha abierto en nuestras vidas separándonos de la tradición, de ese mundo de las ideas y los valores en que muchos crecimos y que es ya tiempo pasado.  Vendedores al por mayor de ideologías, o sea, mercaderes de sucedaneologías. El ABC es un fabricante de palabras que dan el pego, que encadenadas parece que dicen algo pero que si lo miras bien no son más que charla barata. El decano de los diarios españoles se ha convertido en un mayorista de argumentarios para un país en vías de analfabetización. El otro día celebraba sus 115 años y nos regaló un álbum con 115 hojas de fotos en sepia y tipografía antigua. Lo abrí ávidamente pensando deleitarme con las portadas de aquellos años, pero ¡quiá! en vez de eso, más de lo mismo, emplaste  literario y bazofia ideológica por todas partes. Están las cosas muy mal y si no echamos todos manos al arado se pueden poner mucho peor.
Por poner un ejemplo incluyo una página que lleva por título "Análisis" y que pretende iluminar la realidad política nacional. He leído hasta el primer punto y aparte, y comento a continuación lo que me han parecido cada uno de los tres trozos de que consta este párrafo.
1. El primero dice que "algo" atribuido a C's, un 155 blando y unas elecciones apresuradas por culpa del PSOE, han reabierto el debate sobre si se ha cerrado en falso el desafío independentista. 
¡Qué desfachatez de análisis! ¡Pero, hombre!, ¿nos quieren hacer idiotas? ¿No será más bien la traición de D. Pedro Sánchez, instigada por el grupo de presión para el que ABC trabaja, la que ha provocado esta nueva sacudida sísmica? ¿Y además de allanarle el terreno al veleidoso politiquillo golpista, no han estado Vds. incubando  en sus páginas la larva de la rebelión mucho más allá de lo que sus actores eran capaces de hacer por sí mismos? 
Claro que sí, la cABCera y sus acólitos propiciaron el enquistamiento del 'mal catalán'. El sarpullido en la piel de España, que en principio no hubiera requerido más que un mero emplaste de ley, se hizo una úlcera sangrante de tanto toquetearlo sin necesidad a todas horas, y todo por culpa de ese juego sucio de moda de enfangar la sociedad para imponernos dirigentes "asépticos" al servicio de DonDín.
2. Lo que viene entre el primer punto y seguido y el siguiente no constituye una oración gramatical con sentido.
3. Después del segundo punto y seguido se hilan una serie de enunciados incomprensibles en cuanto a su sintáxis y su significado. Se articulan en el discurso con la inconsistente argamasa de los lugares comunes y los tópicos, práctica muy socorrida en tiempos de crisis como los actuales.

No merece la pena seguir leyendo porque es evidente que con este tipo de textos no se pretende echar luz sobre la realidad sino revolver las aguas para ganancia de malos pescadores. Lo dicho, el que quiera peces va a tener que remangarse los pantalones. Menos mal que estamos en verano.




El reto frente a La Prensa: Leer entre líneas o morder el anzuelo